Granada, ciudad de turismo idónea para aquellas personas inquietas y con ganas de conocer lugares que estén pensando en hacer una escapada. Hay veces en las que los ciudadanos del mismo Estado español optamos por destinos turísticos de otros países del viejo continente o de latitudes más que lejanas y exóticos, mientras dejamos en el olvido el enorme valor potencial y cultural de nuestro territorio.

alhambraPor supuesto que el principal reclamo de Granada (también lo es de toda la nación, ya que es el monumento más visitado casi cada año) es la Alhambra. Esta joya debe ser el eje de la visita turística a la ciudad nazarí. La que fuera residencia entre los siglos XIII y XV de los sultanes nazaríes ofrece una belleza fuera de lo común.

La Alhambra no decepcionará jamás, pues no hay más que disfrutar con los palacios, los jardines, las murallas, las fortalezas, la complejidad arquitectónica, el legado árabe de Al-Ándalus, los aposentos reales de tiempos pasados, el sonido placentero del agua cayendo en las hermosas fuentes, los paseos por un entorno inigualable, las vistas impactantes y bellas… Es imposible ir a Granada y perderse la visita a la Alcazaba, el Generalife, el Palacio de Carlos V, los Palacios Nazaríes y el Baño de la Mezquita.

Pero no sólo de Alhambra vive Granada en lo que a belleza se refiere. Los cerrajeros en Estepa Sevilla les recomiendan pasear por la Catedral y la Capilla Real, la Carrera del Darro y sus fastuosas vistas, la Plaza Nueva, El Bañuelo y los baños árabes del siglo XI (aseguran el relax y la armonía).

El Paseo de los Tristes tampoco debe ser ignorado por un turista. Importante es tener presente también que si pedimos una cerveza o un refrigerio, éste vendrá acompañado por una tapa bien grande que será totalmente gratis. La guinda a tanta belleza la deberían poner el Albaycín y el Sacromonte, dos barrios con mucha historia y dotados de numerosos aljibes y casas árabes.